28 February 2011

CAFÉ AU LAIT






















To our Friend ConMaduros. That this wish come true by 2011

7 comments:

EL TURCO said...

WAW HAIRYY QUE HERMOSAS FOTOS, SIEMPRE ME HAN GUSTADO LAS FOTOS EN NEGRO Y BLANCO JEJE MIRANDOLA FOTO DEL PELUDITO DE BIGOTE QUE ESTA EN SI SILLON ENRABADO POR UN SUPERSEMENTAL NEGRO...PENSE QUE LOS ARIOS JAMAS TUVIERON UN NEGRO CERCA SINO NO PODRIAN HABER LLEGADO A LA CONCLUSIÓN DE QUE SUS BLANCOS MANICITOS ERAN " SUPERIORES" A ESTOS CAÑONAZOS DE CHOCOLATE ..POR FAVOR !!! QUE GANAS DE COMER CHOCOLATE ME HA DADO, PERO NO EN RAMA...SINO EN "PEDAZO" JAJAJA NO EXTRAÑABAS MIS BOLUDECES HAIRY? TE MANDO BESOTES Y UN ABRAZOTE MAS.

ConMaduros said...

Pues sólo puedo decir... Y TÚ QUE LO VEAS!! :P

Hairy4ever said...

Ayyy Turco!
¡No sabes bien cuánto se que te echaba de menos!
So “cabroncete” que tengo que ponerte fotos así para que vengas a vernos!!
Ya se lo muuucho que te gustan las fotos B/N jejeje!! Y sabía que te gustaría esa foto años 70's con ese bigotudo felizmente ensartado por ese espadón de ébano.
Al hilo de lo que dices, fíjate qué curioso: Leni Riefenstahl, que fue la fotógrafa oficial de los nazis, años después de la guerra fue a África e hizo las, posiblemente, más hermosas fotos de las tribus negras que jamás se hayan visto y reconoció que el físico de la raza negra era espléndidamente superior. Por cierto, como era ninfómana (sí, sí, sí; folló como una loca hasta el final de sus días… y murió con 101 años!!!) seguro que las fotos le salieron así de bien de los “pedazos de chocolate” que se comió allá!!! Jajajaja

ConMaduros,
NO ME LO PIENSO PERDER POR NADA DEL MUNDO!!! :))


Besotes!!

Muy peludo said...

Bueno bueno, llego tarde a la tertulia indignada del post anterior en donde todos manifestaron el apoyo a Franco, así que empezaré por eso: mi solidaridad y, Franco, si llegás a leer esto, tal como te dije a vos a ese mail que seguro te secuestraron (y también a Hairy por mail privado, para que te diga si tuviera otra forma de comunicarse con vos), lo que necesites, que te preste la oreja y nos tomemos un café o lo que sea, yo estoy en Buenos Aires y cerca, así que con sólo escribirme yo voy en tu rescate, ya tenés mi mail (por si acaso muypeludomuy@yahoo.com.ar este no desaparece porque nada que ver con ningún blog)
Hairy ¿y ahora yo que hago sin un negrazo así a mano? ¿vos no tenés en cuenta, querido, que en Buenos Aires no hay tanto morochazo como en tantos otros países? ¿qué hacemos los que estamos acá ahora, eeh? ¿nos dedicamos a hacer panecillos de chocolate o centeno con forma de poronga para sublimar? ¿eeeh? ¿a vos te parece que vamos a poder dormir esta noche? ¿a vos te parece?
¿Y el llamado "Turco" que de repente aparece con esa natural simpatía propia del Medio Oriente? ¿qué hago sin poder dejar de imaginar la alfombra corporal que se le atribuye? ¿uno tiene que imaginarse eso? ¿vos no sabías que árabes y negros me vuelan la peluca, me pueden, me descalabran, me estiran el centimetraje de diámetros tanto cóncavos como convexos? ¿qué hago yo esta noche con ese sobrevolar de negros y árabes que ahora ya siento me acosan? ¡¿qué hago?! ¡¿éh?!

Franco said...

Como dicen por ahí: "Hierba mala nunca muere!", aquí estoy, feliz de poder comunicarme con ustedes.
Hairy, no tenés una idea de lo mucho que significa para mí que tu blog esté aquí... pues sólo este espacio ha representado estos días una especie de 2º hogar, un segundo café, y a la vez el único sitio donde acudir para no quedar desconectado de todos ustedes: mis queridos amigos. La sensación fue como vagar por la ciudad sin saber adonde ir porque te quitaron la casa, pero por suerte, sabiendo que en Hairy4ever encuentro también mi casa. Algo que valoro enormemente y que da cuenta una vez más de la gran persona que eres, Hairy.
Sospeché que Vellohomo podía desaparecer en la madrugada del sábado, antes de irme a acostar, cuando tuve problemas para acceder al sector de los comentarios. Pero bueno, como otras veces, atribuí el inconveniente a otro de los tantos atoramientos a los que nos tiene acostumbrados blogger. Pero a la mañana siguiente, ya apareció el fatídico cartelito al encender mi pc. Esto no me asombró. En realidad hacer un blog en Blogger, siempre me pareció lo mismo que hacer castillitos en la arena, uno los hace sabiendo que en algún momento la ola viene y te lo tira abajo. Así que de alguna manera -y buen tiempo duró la cosa- ese juego era el que seguía haciendo a sabiendas que todo sitio en internet puede desaparecer de un momento a otro, como tantos que desde que tengo uso de internet, he visto caducar, tal vez por las mismas causas que estas; lo cual, dicho sea de paso, da cuenta de la enorme fragilidad sobre la cual tendemos nuestras tan mentadas y globalizadas redes sociales. Lo que me asombró es haber comprobado enseguida que los otros tres blogs, en realidad sin actividad, también habían volado. Por supuesto, también mis dos cuentas de gmail. Ahí perdí contactos, algunos archivos, en fin, toda una violación a la privacidad. Inconcebible, ya que en realidad si se quiere cancelar un blog es ya un atropello de más hacer lo mismo con una cuenta de correo.
Así pues, me tomé con calma la desaparición del sitio. Pero, les debo decir que estos tres días para mí fueron muy tristes. No me generó ni impotencia, ni bronca, ni indignación. De alguna manera la red -campo hostil de batallas despiadadas- hace que uno sepa que ningún sitio es realmente propio aquí y que la privacidad es totalmente ilusoria.
Sí sentí una infinita tristeza. Porque Vellohomo era sobretodo un punto de encuentro. Eso es lo que perdí. Hacer físicamente el blog, sus plantillas, sus post, armar sus archivos, buscar cada tema, hacer los videos, etc... es algo que no me da pena haber perdido, porque mientras lo hice, disfruté mucho de ello... y eso no te lo quita nadie. Pero el hecho de remontar el lugar donde nos encontramos todos los días, eso es muy descorazonador.
(Continúo en el siguiente comentario)

ConMaduros said...

Ay Franco! Pero no hay comentario siguiente! :O

Si ya me indignaba el tema, que encima te cancelen la cuenta de correo me parece una bestialidad. Inconceible. Muchos ánimos desde aquí.

No sé cómo continuaba tu mensaje, pero creo entender que decías que estabas desanimado para retomar de nuevo el hilo. Y entiendo que ahora mismo no queden muchas ganas, habiendo sufrido de forma evidente lo cruelmente efímero que puede ser todo el trabajo.

Pero tengo experiencia en comunidades virtuales y sé que seguirás por aquí. Precisamente porque lo que has construido, el espacio virtual que tú más que nadie ha creado, sigue aquí y más fuerte que nunca. Y esa fuerza no se puede ignorar mucho tiempo, igual que el gusanillo que nos empuja a compartir como el primer día.

Pero entiendo que te quieras tomar tu tiempo y que incluso valores otras plataformas para volver. Sea como sea, un besazo enorme y un abrazo bien apretado. ¡Te esperamos!

Hairy4ever said...

Bien chicos, como no podía ser menos, ahora Sr. Blogger no me envía el seguimiento de comentarios de mis propios post (manda huevos...)

En fin, ConMaduros, MuyPeludo, turco, en fin, todos:

la continuación del texto de Franco la tenéis en el post de hoy, 1º de marzo, clicando abajo:

http://hairy4ever.blogspot.com/2011/03/hairy-men-at-work.html

Besos